Un anillo, un gran paso en el compromiso





El anillo de compromiso puede llegar a ser algo confuso, estamos hablando de una gran tradición que se remonta a la antigüedad, los arqueólogos han encontrado evidencias de que en el antiguo Egipto era costumbre que las mujeres casadas llevaran un aro circular de oro en el dedo anular de la mano izquierda como símbolo de compromiso y pertenencia a su esposo.

Hoy en día el anillo de compromiso representa la promesa de matrimonio y simboliza la entrega y el compromiso con nuestra pareja.

Esto lo podemos observar desde su forma, es circular dándonos la idea “que no existe un inicio y no existe un fin”, y lo utilizan en el cuarto dedo (el anular) de la mano izquierda debido a una antigua creencia, escrita por los autores romanos Aulus, Gellius y Macrobius, donde nos narra que la vena “amoris” lleva sangre directamente desde el corazón por lo que, usando el anillo de matrimonio en ese dedo, siempre estaría conectado al corazón.

La tendencia de los anillos de compromiso en la que el hombre sorprende a su chica y le pide matrimonio sigue siendo muy habitual en la actualidad, pero a todo esto ¿Para qué?, muchas veces los hombres no entienden el valor emotivo del anillo de compromiso y suelen hacer esta pregunta.

El motivo más importante para un hombre está en que solo tiene que hacerse una vez, por lo general, quienes están realmente seguros de su pareja no tienen que volver a comprar un anillo de compromiso.

El motivo más importante para muchas mujeres está en que su círculo de amigos y conocidos se morirán de envidia cuando vean brillar el diamante.

Todos conocemos los tipos de anillos más comunes (de promesa, de compromiso y las argollas matrimoniales) pero, ¿qué hay de los materiales? Son importantísimos sin importar de qué anillo se trate. Es por eso que el día de hoy les traemos un listado con los materiales más populares para la fabricación de anillos.

Importancia.

La joyería especial para un ser querido, toma distintas formas y materiales muy diversos de persona en persona. Dependiendo del tipo de anillo, los hay con piedras o sin ellas, de tungsteno hasta de oro o platino. Pueden elegir algún modelo de la tienda o, si el dinero se los permite, gastar una pequeña fortuna en el anillo de sus sueños, algo totalmente personalizado.

Todo está en nosotros y en que tanto conozcamos a nuestra pareja, o en su defecto, que ambos se pongan de acuerdo y elijan la sortija perfecta, con sus materiales y formas soñadas. No hay mal camino, tanto si será sorpresa como si será una decisión en conjunto.

Anteriormente ya hemos hablado acerca del Simbolismo y significado de las piedras del anillo de compromiso en este blog, pero es momento de enfocarnos en los.



Al final del día, lo que te recomienden en las tiendas, lo que investigues en línea, lo que oigas de boca en boca, todo es irrelevante si tú no estás conforme con el diseño. No te preocupes por los materiales convencionales o las formas para anillo más populares. Como ya mencionamos anteriormente, todo se trata de que tanto se conocen y qué es lo que buscan en el anillo.

Inspiración puedes encontrar en todas partes, en revistas, libros, series, películas o en www.amore-mio.com. Al escuchar una canción o leer un poema. Caminando por la calle, mirando el atardecer. O mejor aún, estando con esa persona especial, que te hace mirar al mundo y la vida de forma distinta, llenándote de alegría y sentimientos, sentimientos que quisieras expresar en palabras y acciones.

Sabemos que un anillo de compromiso puede llegar a ser algo costoso, pero estamos seguros que si dividimos el número de años que pasaran juntos como pareja, es una inversión que valdrá la pena.

0 Comments

Selecciona la piedra ideal para tu anillo de compromiso





Estamos en el mes del amor, un momento ideal para sellar ese compromiso de compartir una vida junto a la persona especial. En otras ocasiones hemos hablado de diseños, materiales, número de joyas e incluso la planeación para este momento tan esperado, pero esta vez hablaremos de un tema ligado a la fecha de nacimiento de tu ser amado.

Al igual que existen los signos zodiacales, animales espirituales y demás creencias ligadas con el día en que se llega al mundo, las piedras preciosas también tienen la suya. Las piedras de nacimiento son gemas que se dice tienen una afinidad energética con la persona nacida en su mes.

La mayoría de estas piedras, al ser consideradas preciosas y semipreciosas, son utilizadas en la joyería para elaborar anillos de compromiso. Estas son las joyas que conforman esta lista y los significados con las que cuentan.

Granate-enero

Su nombre se debe a las semillas de granada y su color rojizo intenso, es el símbolo de la amistad y se relaciona directamente con la energía de su portador, equilibrando, purificando y revitalizando.

Amatista-febrero

La piedra violeta de la divinidad, utilizada por diversas religiones como amuleto de protección y signo de sabiduría. También se le atribuyen propiedades como la serenidad y tranquilidad, ya que trae paz a quien la porta.

Aguamarina-marzo

Se le conoce como la gema de los viajeros, no sólo por su parecido con el color del agua del mar, sino también por servir de protección para los que empiezan una travesía. Se le relaciona con la buena suerte y balance energético en situaciones de diálogo y expresión.

Diamante-abril

La piedra que simboliza lo eterno, una de las más socorridas para los anillos de compromiso y que también ha sido identificada con la valentía, fuerza y amor.

Esmeralda-mayo

Esta joya de un hipnotizante verde profundo es el símbolo de la buena fortuna, juventud y renacimiento. Se dice que ayuda al portador a conseguir la calma interior, comprensión y rectitud.

Perla-junio

Siendo la única gema proviene de un ser vivo, se le considera de buena suerte, además de ser identificada con la pureza, humildad e inocencia. Es el símbolo de la “Diosa que vino del mar”.



Rubí-julio

Es el segundo mineral más duro y representa el éxito, alegría y amor, quien lo porta despertará la imaginación y la sabiduría, así como la suerte en las relaciones.

Peridot-agosto

Proveniente de los volcanes, esta piedra ha sido empleada en talismanes curativos y se le atribuyen propiedades que traen fortaleza mental, paz interior y liberación de la culpa.

Zafiro-septiembre

Además de ser una de las gemas con más variedades de color, simboliza la verdad, sinceridad y fidelidad, a su vez de intensificar la intuición e inspiración de quien la porta.

Ópalo-octubre

Su nombre proviene del griego y se traduce como “cambio de color”, es asociada con las emociones y el amor, así como tener la creencia de ayudar a alcanzar los sueños y conservar la buena salud.

Citrino-noviembre

Su coloración dorada la ha llevado a ser considerada la “piedra del comerciante”, atrayendo riqueza y buena fortuna en los negocios, Para los nacidos en noviembre también los ayuda a abrir sus pensamientos, equilibrar inquietudes y tener alegría y esperanza.

Topacio-diciembre

Esta piedra simboliza la lealtad y la alegría, además, es conocida por brindar a quien la usa, habilidades para comunicarse y ayuda al autoconocimiento.

0 Comments

Enterarme que me van a dar el anillo de compromiso





Puede llegar a pasar que por una u otra razón te llegues a enterar que la fecha de tu compromiso esta próxima, que tu pareja está por darte el anillo y que van a finalmente dar ese paso adelante en la relación. ¿Qué haces ahora?, ¿Actúas con naturalidad y te haces la sorprendida?, ¿Muestras suma alegría al momento en que te lo pida, pero nada de sorpresa? En el blog del día de hoy vamos a hablar un poco acerca de esto.

Te enteras:

¿Cómo te enteraste? Tal vez viste el anillo en la cómoda al lado de la cama, tal vez viste el recibo de la joya que te acaban de comprar, o tal vez a su mejor amigo (el chismoso) se le salió en la plática y se está arrepintiendo hasta de vivir.

No importa, ahora lo sabes. ¿Qué hacer al respecto?

Sorpresa:

La espera te puede carcomer, depende del tipo de persona que seas, podrás aguantar mucho o poco con un secreto tan grande y emocionante para ti. A menos que te hayas enterado por el chismoso del amigo, no hay manera de saber con certeza en qué fecha está por pedirte.

Podrías ponerte el sombrero y la gabardina de detective, pero tal vez el trabajo sea excesivo y no valga la pena esforzarte tanto por arruinar una sorpresa especial.



Anticipación:

Tal vez esté tiempo previo a el casamiento te sirva. Ahora que sabes que tu pareja está a punto de pedirte matrimonio, que está preparado para embarcarse en una travesía de por vida contigo, es el momento perfecto para cuestionarse nuevamente. ¿En realidad quiero esto?, ¿Es el indicado?

El matrimonio es un compromiso de por vida. Es un paso muy importante en la relación y es una decisión que debe tomarse sin presión, con calma y la mente despejada.

Aprovecha este tiempo extra que tienes antes de que te hagan la pregunta, reflexiona y medita todo este asunto. Te estás haciendo un favor y a la otra persona. Porque puede ser que en este tiempo te des cuenta que no estás listo para este tipo de compromiso aún o que no te sientes listo para dar el siguiente paso con la persona con la que estás actualmente.

Puedes tomar esta salida y terminar la relación antes de que te hagan la pregunta o puedes esperar pacientemente a pasar el resto de tu vida con esa persona.



Reacción:

Entonces, ¿ya pensaste si aceptar o no?

Ahora toca la reacción. Puedes elegir entre múltiples opciones, casi que ilimitadas. Decirle que sabes antes de que te lo pida, decirle cuando te lo pida, no decirle hasta que te lo pida, no decirle nunca, etc.

Todo esto acompañado de las reacciones. Sorpresa, emoción, felicidad, tú decide. Lo más probable es que te ganen los sentimientos y que no importa que tan preparado estés, termines actuando instintivamente. Como te nazca reaccionar.

Sea cual sea tu reacción, te deseamos la mejor de las suertes en tu compromiso y un largo y feliz matrimonio.

¡Felicidades!

0 Comments

Ofertas de temporada en joyeria





Un paso muy grande dentro de la relación, el cual no debe precipitarse. Lo pida quien lo pida, ambos deben de estar totalmente seguros de querer hacerlo. No sólo es un gran compromiso para la relación, sino que es un gran compromiso entre dos personas, vivir con alguien más es toda una aventura, sean sólo roomies o tu pareja sentimental. Claro que, si hablamos de novios, la cosa siempre se complica más, por eso siempre deben.

Una de las grandes curiosidades en el mundo de las bodas, es que la mayoría de las propuestas de matrimonio se realizan a finales de año. Sí, aunque febrero sea el mes de los enamorados, diciembre es el mes perfecto para los compromisos.

Por eso es que hay que saber aprovechar las temporadas y tomar la decisión adecuada, sobre cuando comprar el anillo de compromiso. Como ya lo hemos hablado en otras ocasiones, uno de los puntos clave dentro de una propuesta de matrimonio es la planeación y dentro de esta se incluye el momento de conseguir el anillo ideal.

Esto no sólo implica conocer las medidas, o tener en mente un diseño, también involucra estar monitoreando los precios de las diferentes casas joyeras. Ya que hay temporadas en las que, ya sea por una disminución en las ventas o debido a ofertas periódicas, podemos encontrar el anillo de nuestros sueños a un precio mucho más cómodo para el bolsillo.

Inversiones inteligentes

Aprovechar los momentos de oferta no sólo te abre la oportunidad de adelantar tus planes, sino que puede ser resultado en la compra de un anillo que había perfilado en tus opciones, pero que, por el costo regular, se salía de tu presupuesto.

Saber utilizar las ofertas no implica querer gastar menos, sino poder redistribuir ese dinero que no se implementó en el anillo, para alguna otra cosa que puedan disfrutar en pareja. Ya sea cubrir la cena en la que se va a hacer la gran pregunta, un viaje por las vacaciones que se avecinan o incluso algún otro detalle que haga juego con la joya que uno está escogiendo.

Si bien los anillos de compromiso no aparecen en los primeros lugares de compras por descuentos como los de “El Buen Fin”, los descuentos que se les llegan a aplicar si son equiparables a los de otros productos de gran demanda y que no reflejarán el significado que una argolla, en el dedo del ser amado.



Un paso muy grande dentro de la relación, el cual no debe precipitarse. Lo pida quien lo pida, ambos deben de estar totalmente seguros de querer hacerlo. No sólo es un gran compromiso para la relación, sino que es un gran compromiso entre dos personas, vivir con alguien más es toda una aventura, sean sólo roomies o tu pareja sentimental. Claro que, si hablamos de novios, la cosa siempre se complica más, por eso siempre deben.

El precio no reduce el significado

Como ya lo hemos mencionado, conseguir el anillo de compromiso en un momento de oferta, no le quita valor sentimental. El costo es lo que menos importa en una pieza de este estilo, ya que lo importante es que sea el idóneo para la pareja.

Así que, si a los consejos que ya te hemos dado en otras ocasiones, para seleccionar la argolla perfecta, le agregas una compra con la mejor de las ofertas, tu relación se verá fortificada por su compromiso y tu presupuesto habrá sido aprovechado de la mejor forma posible.

0 Comments

Devolver el anillo de compromiso





La vida no es perfecta, muchas cosas pueden salir mal en cualquier momento. Tanto si consumaron el matrimonio como si no, el devolver el anillo es una decisión difícil pero muy importante. Realmente habla del tipo de persona que eres y de como quieres llevar la relación con tu ex pareja.

Te lo piden:

El anillo es tuyo, funciona como cualquier otro regalo, sólo que muy costoso y especial. Sea lo que sea, haya pasado lo que haya pasado, un presente es un presente. El anillo de compromiso fue un obsequio de un ser amado con la promesa de casarse y llevar la relación al siguiente nivel.

Pero las cosas no salieron bien y ahora se están separando, para colmo te han pedido el anillo de compromiso, pero la decisión final la tienes tú. Reflexiona el por qué se está separando, ¿de quién fue la culpa? Tal vez no hay culpables.

¿Por qué te lo está pidiendo?, ¿qué tanto afectaría no dárselo?, ¿quieres regresárselo?

La decisión que tomes deberá ser respetada, pero sin duda alguna tendrá sus consecuencias, positivas o negativas. Piénsalo bien, platíquenlo a fondo con calma, con tiempo y de manera civilizada.

Lo quieres devolver:

La cosa cambia si tú lo quieres devolver. Tal vez te importa demasiado esa persona y no quieres que piense que sólo te importa el dinero o lo material. Puede ser que esté pasando por un mal momento económicamente hablando y necesite efectivo.

O el otro extremo, tal vez te hizo algo horrible y no quieres volver a saber nada de la otra persona. El anillo puede representar todas las falsas promesas de la relación, los votos incumplidos, la traición o la pérdida del amor.



Si la otra persona decide aceptarlo de regreso también ya es cosa propia y no puedes hacer nada al respecto. Pero la buena suerte es que ahí tienes alternativas más divertidas o productivas.

Puedes empeñarlo o venderlo y conseguir dinero para gastarlo en lo que desees. Puedes aventarlo de un puente o al mar como acostumbran en las películas. Hay muchas posibilidades. Incluso podrían dividir equitativamente el valor del anillo una vez vendido entre tú y tu ex pareja (si es que quedaron en muy buenos términos los dos).

La persona que recibió el anillo tiene todo el derecho y la última palabra en cuanto al destino del anillo.

0 Comments

La manzana que se volvio anillo





Aunque la tradición de utilizar una argolla, para simbolizar el compromiso entre dos personas, puede ser rastreada a tiempos del antiguo Egipto, no todas las culturas utilizaron este detalle. Hoy hablaremos de una tradición que se inspiró en la mitología griega y que pocas personas conocen.

Para ello hay que remontarnos a tiempos donde dioses y mortales compartían la tierra. Como era costumbre entre las divinidades, los pequeños detalles podían desencadenar desde desastres naturales, hasta guerras de leyenda.

En este caso fue Eris, diosa de la discordia, la que por no ser invitada a la boda de Peleo y Tetis, se vengaría lanzando una manzana dorada, en cuya cáscara se encontraba la inscripción “para la más hermosa”. Tres serían las diosas que buscarían poseer la manzana, Hera, Atenea y Afrodita, mientras que el encargado de tomar la decisión, sería el príncipe de Troya, Paris.

Aunque este simple mortal encontró el atractivo de las deidades hipnótico, fue sobornado por Afrodita para que le diera la victoria, bajo la promesa de que tendría la mano de Helena de Esparta. Desde ese momento las manzanas serían una fruta consagrada a Afrodita, volviéndose un símbolo de declaración de amor.

Basado en este mito, los antiguos helenos tenían por costumbre lanzar una manzana a la mujer que esperaban que se convirtiera en su esposa, si dicha mujer levantaba la manzana, la propuesta de matrimonio sería correspondida.

Una demostración de amor completamente poética, sin intervención de la riqueza material y que reflejaba la pureza de los sentimientos. Ya que sólo una persona que se considerara “la más hermosa”, ante los ojos del otro, se atrevería a tomar la fruta, sellando de esa manera su destino como pareja.



Si bien es una tradición que no cuenta con el mismo simbolismo que una argolla de matrimonio, sí es parte de los rituales que dieron forma a lo que hoy conocemos. De igual manera, es una peculiar manera de mantener la petición en un ambiente más íntimo y que sólo aquellos que conozcan la leyenda podrán entender.

Esto no descarta la hermosura de portar un anillo de compromiso y posteriormente de matrimonio, al contrario, se puede adaptar como un complemento, para recalcar la decisión de dos enamorados. Una sutil pregunta, para confirmar que los sentimientos de ambos siguen tan vivos y seguros como el día que aceptaron planear un futuro juntos.

Como esta hay muchas leyendas y rituales que inspiraron y dieron forma al imaginario colectivo, que se plasma en dos piezas de joyería que se complementan. Una vez más demostrando que no es el valor monetario lo que le da la relevancia al acto, sino la pureza de las emociones, de aquellos que están dispuestos a recorrer la vida como marido y mujer.

0 Comments

Dar el anillo de compromiso





Es difícil dar este último paso, dar el anillo de compromiso significa estar listo para casarse, llevar toda una vida junto a esa persona especial a quien le ofreces el anillo. Tal vez llevan cinco años saliendo juntos, tal vez mucho menos. Tal vez ya han hablado de la posibilidad de casarse, o tal vez tomes por sorpresa al arrodillarte y lanzar la pregunta. Es toda una montaña rusa de emociones, ponerse en el reflector de esa manera, con el riesgo a ser rechazado debe ser muy difícil. Sin embargo, la recompensa, ciertamente, parece valer la pena.

¿Quién?:

Debe ser con la persona que más consideres especial en el mundo, que cambie tu forma de ver las cosas para bien, que le importes tú y tus preocupaciones, logros, metas y deseos, que no las haga de menos. Lo que es importante para ti lo debe ser para él. Apoyarse mutuamente no importa qué, esa es la clave.

Reitero, no es necesario que lleves muchísimos años con esa persona, lo sabrás cuando sea el momento, no importará el tiempo cuando se trate de ese alguien especial. Estar preparado, lanzar la pregunta, comprar el anillo, imaginarse un futuro juntos, todo eso será pan comido cuando te veas al lado de esa persona para eso y mucho más.

¿Cómo?:

Se verá ahí que tanto conoces a la otra persona. Tal vez optas por llevarla a un viaje a donde siempre quisieron o a donde siempre quiso ella. Puedes llevarla a un lugar muy importante en la historia de ustedes dos, en donde se conocieron, en donde se besaron por primera vez, en donde se dijeron te amo. Tú sabrás elegir la mejor ubicación.

Ahora, el lugar. Estoy hablando más específicamente, obvio. Ya la llevaste al país de sus sueños, están en la ciudad en donde se juraron alguna vez ir juntos, ahora toca ver la ubicación exacta. En un monumento famoso, en una sala de su museo favorito. Tal vez prefieres (muy recomendado) hacer que todo el día sea maravilloso, llenarlo de actividades y de momentos felices, prepararla mentalmente para la sorpresa del fin del día.

Puedes elegir el método tradicional, lanzar la pregunta arrodillándote al finalizar la cena en un restaurante muy especial o llevarla de regreso al hotel o casa en donde se hospedan y ahí preguntarle, en la intimidad de su cuarto. Todo depende de los gustos de ambos, en donde se sentirían más cómodos.



¿Cuándo?:

Una vez más toca el decidir el cuándo, piénsalo muy bien porque es una fecha muy importante y así lo será para los dos por muchos años a venir. Como sugerencia, les recomendamos alejarse de los días feriados, de los cumpleaños, obviamente de los días “especiales” de relaciones pasadas (si es que los conocen y si es que de alguna manera les importan). Pocas cosas en la vida podemos decidir en qué día, mes y año crear un recuerdo tan valioso y organizar algo tan hermoso y especial.

Así que no es una tarea fácil pero si le dedicas el tiempo suficiente, le pones mucho empeño y amor, no debería costarte mucho trabajo encontrar la fecha perfecta.

Un número de la suerte o muy especial para ambos, algo que simbolice algo, un número que les guste, las posibilidades son muchas, ya te toca a ti decir el cuándo, cómo y a quién le preguntarás todo eso.

Mucha suerte y felicidades.

0 Comments

El compromiso en tiempos de COVID





Como ya lo hemos mencionado con anterioridad, la forma de encontrar el amor en estos últimos meses ha cambiado de manera radical. La cuarentena nos ha hecho buscar en otros lugares, demostrar que la distancia no es impedimento para encontrar a la pareja ideal y mucho menos para pensar en dar el siguiente paso.

Si bien también es una realidad, que el aislamiento ha terminado con el futuro de muchas relaciones, ya sea por discusiones o haberse dado cuenta que no era lo que esperaban. Las que continúan han generado lazos mucho más fuertes que antes, tanto en el apoyo de lo cotidiano, la repentina pérdida de un empleo o la partida de algún familiar a causa de la enfermedad.

Para las parejas que han decidido dar el siguiente paso en su relación y pensar en el compromiso previo al matrimonio, se acerca un panorama distinto. La fortaleza de su unión no tiene precedentes, han superado algunas de las batallas más complicadas que van a enfrentar, aún antes de ser marido y mujer.

Una nueva forma de ver el compromiso

Forman parte de una generación de parejas, que saben que la adversidad no es impedimento para continuar juntos, o para aplazar sus planes o inclusive cancelarlos. La determinación es algo que los caracteriza y como tal, su compromiso será igual de resistente y duradero.

Es por ello que la entrega del anillo de compromiso nunca ha sido algo para tomarse a la ligera, lleva implícito un apoyo incondicional, no sólo en los temas de mantener un hogar. Sino también en ser el soporte emocional en los tiempos de crisis, el refuerzo económico ante circunstancias inesperadas en el campo laboral, o estar al pie del cañón en situaciones de salud.

Momentos y circunstancias que la mayoría de las relaciones tienen que enfrentar una vez que se han unido en matrimonio, pero que, debido a las situaciones de salud a nivel mundial, muchas lo han tenido que enfrentar antes de tiempo.



El futuro matrimonial

Una generación de matrimonios que han superado el no poder verse tan seguido o tener que coexistir juntos todo el tiempo. Un grupo que ha tenido que limitar su contacto físico en lugares públicos y que ha contado con limitados lugares en donde pueden tener una cita o una reunión para dar la gran noticia.

La introspección de pareja ha aumentado, conociendo detalles que ni se podrían haber imaginado, gustos que compartían y no conocían o por qué no, hábitos que han desarrollado juntos.

Hoy más que nunca, compromiso significa estar en las buenas, malas y las peores. Es estar conscientes que el camino que viene tiene muchas complicaciones, pero que, si han sobrevivido a la situación actual, la mayoría no van a ser tan complicadas.

0 Comments

Consejos para conseguir un anillo de compromiso





Uno de los momentos más importantes al pensar en llevar a un nuevo nivel de formalidad una relación, es el de seleccionar el anillo de compromiso. Esta tarea se puede volver tan complicada o sencilla como uno decida, todo dependerá del proceso de planeación que uno utilice.

Es por ello que hoy te compartimos algunos consejos para facilitar esta importante decisión. Antes de empezar el listado, es importante hablar sobre el tema con tu pareja, ya que, aunque su relación sea saludable, la idea de consumar el matrimonio no es atractiva para todas las personas.

1. Considerar el presupuesto.

Antes de buscar un diseño, la piedra o asegurarse de seleccionar la medida adecuada, lo primero en lo que uno debe pensar es en el presupuesto que se tiene. Ya que, aunque va a ser una inversión para toda la vida, las prioridades de cada pareja son diferentes.

Para los que mantienen una vida sencilla y prefieren destinar sus ingresos a planear su futuro o conseguir otro tipo de patrimonio, las opciones más económicas son la opción ideal, ya que el costo no reduce el valor sentimental del objeto. Si, por otro lado, se quiere dar un detalle de mayor valor económico se debe considerar que esta compra no debe afectar los gastos recurrentes que se tienen.

2. La talla adecuada.

El segundo factor más importante a considerar es la talla, si bien existen algunas formas de corregirla, lo ideal es que el anillo ajuste a la perfección desde el momento que se entrega. Para esto se pueden recurrir a diversos métodos, para las parejas más abiertas y que han abordado el tema con antelación, pueden hacer la selección juntos.

Ahora si se quiere mantener el factor sorpresa, se puede utilizar otro anillo como guía o preguntar a alguna amistad de la novia, si conoce la talla de anillo que utiliza. Esto es importante ya que, si se desea hacer un detalle de grabado, un ajuste en el tamaño podría arruinar el trabajo previo.



3. Buscar diseños.

Ya que se tiene fijo el presupuesto y la talla, se puede hacer una primera búsqueda de diseños base, para no llegar con un lienzo mental en blanco, al momento de llegar a la joyería. Para seleccionar la estética del anillo más allá del gusto personal, se debe pensar en estilo de la otra persona, tanto en su gusto, como en lo que suele utilizar en su actuar cotidiano.

4. Tomarse el tiempo para seleccionar.

El momento de emprender la gran búsqueda ha llegado y lo que se debe tomar en cuenta es no limitarse a una sola tienda, se deben revisar varias y tomar nota de los modelos que más se asemejen a lo que se está buscando. Con esta primera selección, se puede volver a revisar detalladamente cada una de las opciones, hasta estar seguro de haber encontrado el anillo adecuado.

5. Conseguir un seguro.

Al igual que para muchas cosas, la joyería puede ser asegurada y siendo una pieza que no sólo significa mucho sentimentalmente, sino que también implica un valor económico razonable, lo ideal sería conseguir un seguro que de una capa más de seguridad.

6. Planear la entrega.

Sería incoherente haber hecho tanta preparación en la selección, sin planificar la entrega, para esto hay un sinfín de opciones y alternativas. Todo dependerá de la imaginación que se tenga y si se quiere hacer una propuesta pública o en privado, cualquier opción es buena, mientras se sienta que es el momento perfecto.

0 Comments

Cuando dar el anillo de promesa





El amor. El amor es algo tan hermoso, pero tan complicado, puede llegar en el peor momento, en el que menos te lo esperas, pero también puede llegar justo en el momento más oportuno. Ambos se dejan llevar, no importa qué se encuentre en su contra, salen, se enamoran, se convierten en pareja, pero, es muy pronto para pensar en bodas y el matrimonio, ¿se puede hacer algo antes?

Una promesa, un compromiso.

Así como lo dice su nombre, el anillo de promesa es, valga la redundancia, una promesa, pero, ¿promesa de qué?

Ahí la belleza de ese anillo. Tú o más bien, la pareja es la que decide darle el significado apropiado. Generalmente se le conoce como un anillo previo al de compromiso, con la promesa de obsequiar dicho anillo algún día no muy lejano. Pero realmente, ustedes pueden darle el uso que quieran.

Algo que sí que no está en juego, es que significa un compromiso más serio, un amor más profundo. Un nuevo nivel en la relación.

Porque, ¿para qué darlo si no es por algo más serio y fuerte?

El momento correcto.

No existe un momento correcto, no es una verdad universal ni nada por el estilo. Lo sabrás cuando estés listo, tarde lo que tarde, años o meses, pero en el momento en que lo sientas, no habrá marcha atrás y estarás por embarcarte en una travesía de un amor cada vez más creciente.

No importa quién lo de, el novio o la novia, ambos pueden hacerlo y ambos pueden portarlo. Se trata de un lindo detalle que simbolice el amor tan potente que sienten el uno por el otro, así que no se limiten a esperar que el hombre lo regale.



Un regalo es un regalo y un compromiso de pareja es entre dos, no tiene que recaer todo en el peso de una persona. El que sienta primero la necesidad de dar tan bello siguiente paso no debería reprimirlo sólo por su sexo o género.

¿Es indispensable?

No importa que tan seria sea la relación o que tanto duren como pareja, hay personas que deciden nunca dar dicho anillo, no porque no deseen fortalecer el compromiso, sino porque no están enterados del significado e historia del anillo de promesa.

No es un requisito absoluto que te da entrada al siguiente nivel de relación. Es una muestra de la unión y compromiso que tienes con tu pareja, pero para demostrar eso, no es necesario dar algo material.

Con las palabras y acciones del día a día es más que suficiente, esto último sí es algo más que indispensable y no te debería de costar ni un solo peso.

0 Comments
Phone TOLL FREE: +52-55-5512-1400
Phone TOLL FREE: +52-55-5512-1400