El amor y la felicidad.

El amor y la felicidad.
La búsqueda de la felicidad es habitual. Hoy 20 de marzo, día internacional de la felicidad, queremos recordarte que ser feliz depende de ti, cuando te liberas de la esclavitud de buscarla en el exterior y empiezas a trabajar en ti, grandes cosas pueden pasar.

Sabemos que la búsqueda incesante por lograr la felicidad podría llevar a obsesionarnos, sin saber realmente bien qué es y cómo se consigue.

Podríamos definir a la felicidad como el estado en el que a todos los seres humanos nos gustaría encontrarnos.

pero la gran mayoría de las personas no contempla que la felicidad depende de uno mismo, solo buscan llenar un hueco con algo material, esto es algo que podemos comprobar cada día, la mayoría de las personas ponen su satisfacción en lo que tiene y lo único que conseguirán es perderse a sí mismo, puesto que no es algo real, es efímero, no son auténticas necesidades de satisfacción, son necesidades que se han creado.

Es primordial darse cuenta de que la felicidad tiene más de psicológico que de fisiológico, por eso te dejamos algunos consejos que podrían ayudarte a conseguir tu propia felicidad.

Conocer lo que te motiva.

Saber cuáles son tus verdaderos anhelos te ayudará a trazar una ruta, la cual hará que evites lugares equivocados.

Meditar sobre nuestros anhelos te ayudará a decidir en qué invertir tu tiempo y te creará una fuerza a la hora de emprender proyectos personales o profesionales.

Quererte a ti mismo.

Muchas veces tratamos de buscar el afecto en otras personas, pero mientras más pronto te des cuenta que tú eres quien guía tu vida tu autoestima mejorará y no es necesario recibir elogio o afecto de muchas personas, para esto no solo nuestros fallos e imperfecciones, sino también lo que vamos logrando.

Buscar tus sueños

Mientras más te enfoques en las cosas que puedes realizar por tu propia cuenta y evitar depositar tu felicidad en manos de terceros estarás más a gusto contigo mismo. Lo ideal es que tu felicidad dependa principalmente de ti, es fundamental que lo tengas claro.

Pensamientos Positivos.

Antes de ir a dormir, cada noche, asegúrate de pensar en al menos tres hechos positivos de tu día. Este hábito te servirá para configurar tu mente y hacer que tienda a darle relevancia a las cosas buenas por arriba de las malas.

Al principio lo harás voluntariamente, pero después ver las cosas desde lo positivo se volverá parte de tu personalidad. Además, puede ser una estrategia útil para conciliar el sueño más fácilmente, al no centrarte en lo que te preocupa.


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad de Google y los Términos del servicio.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR Ver todo